Inspiración

El reflejo de tu propia belleza

No es que el de enfrente tenga mas o menos luz, mas o menos cualidades, mas o menos hermosura; es lo que tienes dentro de ti lo que te hace apreciar al otro… como un reflejo de ti mismo.

Que nuestra belleza sea tan grande que seamos capaces de encontar lo bonito, lo sublime, lo extraordinario, aun en los seres mas lastimados y perdidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *